El presidente del Consejo Directivo del Coordinador Eléctrico Nacional, Juan Carlos Olmedo, destacó el rol que está cumpliendo la Región del Biobío en la transición energética que vive el país, mediante la descarbonización, que supone el retiro de la central termoeléctrica Bocamina I, lo que es reemplazado por la incorporación de proyectos de energía eólica y a gas natural para la demanda eléctrica de la zona sur.

El ejecutivo realizó la charla inaugural del VII Foro Eléctrico del Sur, ForoSur 2019, que realiza Editec Conferencias & Ferias en el Hotel HD de Concepción, donde se analiza la transición energética, la descarbonización y el perfeccionamiento del mercado eléctrico.

Olmedo afirmó que, con los proyectos de gas natural que tiene contemplado, junto a los intercambios con Argentina, «la región ya es parte de esta tendencia y vamos a ver probablemente en los próximos años que va a entrar en una fuerte profundización del uso de gas natural».

Agregó que el desarrollo de energías renovables y el reemplazo del carbón por el gas natural es una «tendencia que debiera continuar», por lo que este proceso «debe ir acompañado de la necesidad de fortalecer la transmisión» en la zona centro-sur, «lo cual es un factor clave para la transición energética».

[VEA TAMBIÉN: Este miercoles parte la VII versión del Foro Eléctrico del Sur en Concepción]

Por su parte, el seremi de la Región del Biobío, Mauricio Henríquez, mencionó los desafíos que enfrentará esta zona del sistema eléctrico con la descarbonización, que supone el retiro de las unidades Bocamina I, que tiene Enel Generación Chile en la comuna de Coronel, por lo que destacó el ingreso de nuevos proyectos eólicos en el territorio, que vendrán a compensar la capacidad instalada en MW.

Transición energética

En el primer módulo de la conferencia participó Jaime Peralta, vicepresidente del Consejo Directivo del Coordinador Eléctrico Nacional, quien sostuvo que la expansión de la transmisión cumple un rol relevante para la descarbonización, planteando que la construcción de las obras en este segmento «deben llegar a tiempo».

El ejecutivo mencionó que también se debe desarrollar la transmisión nacional para acercar la generación de las centrales de energía renovable a los centros de consumo, lo que supone reforzar la generación solar.

Claudio Roa, académico de la Universidad de Concepción, por su lado, indicó que se debe fortalecer también el papel de la demanda en este proceso de transmisión, lo que fue compartido por Peralta, quien añadió que este ámbito se relaciona con el desarrollo de redes inteligentes y la digitalización.

Otro participante del módulo fue Rainer Schröer, director del Programa de Energía de la Sociedad Alemana para la Cooperación Internacional (GIZ), indicó la importancia de la interconexión eléctrica con países vecinos para aumentar la seguridad del sistema eléctrico de la región.

Para Carlos Barría, jefe de la División de Prospectiva y Análisis de Impacto Regulatorio del Ministerio de Energía, afirmó que las reformas en el sector, dentro de la transición energética, buscan que la demanda y los consumidores de energía «no se vean afectados en sus intereses», por lo que destacó el sello social que deben tener las políticas públicas del sector.