El próximo 6 de junio vence el plazo para recibir las observaciones del proceso de consulta ciudadana en torno al borrador del reglamento de Generación Distribuida para autoconsumo, donde se especifican los equipamientos, procedimientos y contratos para realizar las conexiones de este tipo, entre otros puntos, según informa el Ministerio de Energía en su sitio web.

El reglamento forma parte de las modificaciones hechas en noviembre del año pasado a la Ley General de Servicios Eléctricos, “con el objeto de incentivar el desarrollo de las generadoras residenciales, incorporando una normativa específica que posibilita la generación de energía eléctrica para autoconsumo y la inyección de los excedentes que se produjeren, en sincronía con el respectivo sistema, así como diversas modalidades para el uso de los excedentes antes mencionados”.

[VEA TAMBIÉN: La apuesta de la generación distribuida]

El borrador del reglamento establece las disposiciones aplicables a la generación distribuida para el autoconsumo, específicamente “aquellas que se relacionan con el pago de los remanentes que no hayan podido ser descontados de la facturación del usuario final luego del periodo establecido en el contrato de conexión y de las disposiciones necesarias para implementar el modelo de generación distribuida de propiedad conjunta, también conocido como, generación distribuida comunitaria”.

En el documento también se hace referencia a la medición y las inyecciones de energía por parte de estas conexiones, así como su valorización y el descuento al que debe ser sometida para quienes instalen estos sistema de autoconsumo.

Vea acá el borrador del reglamento