El rendimiento de los operadores de los centros de datos es uno de los aspectos que se buscará responder en el evento de negocios Data Centre World 2019 (DWC) que se realizará en el Centro de Exposiciones ExCel de Londres durante los días 12 y 13 de marzo.

Por su parte, ABB propondrá una infraestructura elástica que escala hacia arriba y hacia abajo para satisfacer la demanda energética. Se trata de una inteligencia incorporada que proporciona una gran visibilidad hasta el nivel de los componentes. Esto, de acuerdo con la empresa, permite que la automatización sea más fácil e inteligente, junto con conexiones que brindan a los operadores más opciones para administrar su energía.

VEA TAMBIÉN: [CNE lanza sistema de inteligencia artificial para entregar información energética]

Las exposiciones de ABB

Para Paul Johnson, líder del segmento de centros de datos para ABB en el Reino Unido, “el mundo confía cada vez más en los centros de datos, con tecnologías de consumo, servicios de transmisión, soluciones de Internet de las cosas, movilidad electrónica y 5G que impulsan el crecimiento».

Por esto, los expertos de ABB compartirán información sobre el rendimiento energético y la gestión de costos durante  los dos días de DCW. En esa línea, Stephen Jones, jefe de Desarrollo de Negocios de ABB para el sector de la energía distribuida en el Reino Unido, presentará los últimos desarrollos en tecnología de redes inteligentes para centros de datos y conexiones a redes.

En tanto, Paul Johnson, expondrá sobre cómo la infraestructura crítica elástica permite a los operadores de centros de datos adaptarse, cambiar y reconfigurar su arquitectura para satisfacer diferentes necesidades. Mostrará cómo los sistemas modulares crean sistemas de distribución de energía y UPS que pueden escalarse para minimizar Capex  y reconfigurarse para satisfacer las crecientes necesidades.

Finalmente, Arto Lind, gerente de Negocios de ABB para la automatización de centros de datos en Europa, explicará cómo los operadores de centros de datos pueden recurrir a la tecnología de automatización de vanguardia para obtener una visión completa del rendimiento de los sistemas y componentes, y a su vez tomar decisiones informadas para optimizar las operaciones, controlar los costos de funcionamiento y minimizar la probabilidad de interrupciones.