(Diario El Sur) Un avance revolucionario tendrá el transporte público del Gran Concepción a partir del segundo semestre con la incorporación del primer bus eléctrico a su operación diaria. El seremi de Transportes y Telecomunicaciones, Jaime Aravena, confirmó que la máquina que hoy opera con fines turísticos en la Plaza Independencia está siendo evaluada para que opere en la intercomuna como uno más de los buses licitados con lo que cuenta la zona.

La idea, explicó, es que tanto los usuarios como los empresarios del transporte puedan conocer las ventajas que tiene la electromovilidad, iniciativa que está impulsando el Gobierno para, entre otras cosas, reducir las emisiones de gases de los buses, uno de los principales agentes contaminantes del medioambiente.

«Teníamos la intención de que dentro del primer semestre pudiéramos tener resuelto el tema administrativo y poder estar en circulación con este bus eléctrico, pero yo creo que va a ser difícil y lo vamos a poder tener durante el segundo semestre al transporte público», confirmó la autoridad de Transportes.

«Nosotros queremos incorporar buses eléctricos al transporte público, y para eso estamos trabajando. Estamos haciendo un trabajo que nos permita operar con una línea, en un trazado determinado, en el Gran Concepción sólo con buses eléctricos», expresó el seremi Aravena.

Las conversaciones se han mantenido con Enel X, propietarios del bus eléctrico que hoy funciona en la Plaza Independencia gracias a un convenio entre la firma y el municipio de Concepción, el que expira el próximo 27 de febrero, a seis meses de que iniciara su funcionamiento en la capital regional.

Respecto de la posibilidad de sumar buses más modernos a la flota del transporte público local, desde Enel X dijeron que «como compañía estamos estudiando diversas alternativas para implementar esta tecnología en regiones y esperamos tener avances concretos en esta materia durante 2019».

Añadieron que «sabemos que el Gobierno está preparando las bases de las licitaciones del transporte público en regiones y, tal como en Santiago, estaremos atentos a las oportunidades que se presenten en esa instancia».

VEA TAMBIÉN: [Transporte público eléctrico en regiones: ¿Cómo avanza el plan en Antofagasta?]

Diálogo con Gremios

Desde la Asociación Provincial de Taxibuses reconocieron y valoraron estas gestiones.

«Nosotros siempre estamos buscando mejorar nuestras condiciones de servicio. Si nos dicen que la electromovilidad es el futuro, entonces nosotros queremos ser parte de eso», afirmó Alejandro Riquelme, presidente del gremio.

Eso sí, puntualizó que para incorporar a la flota del transporte local un bus eléctrico, es necesario que los fabricantes oferten buses de menor longitud a los que se comercializan actualmente. Esto, porque los trazados del Gran Concepción no están optimizados para recibir buses de más de nueve metros de largo.

«Lo ideal es que podamos contar con un bus de 8,5 metros o uno de nueve como máximo. Si el bus es más grande tenemos problemas con los ángulos de giro o con los lomos de toro, porque hay muchos de ellos que son muy altos y, en general, los buses eléctricos, que además promueven el acceso universal, son más bajos que los que tenemos hoy funcionan en la zona», agregó Riquelme.

Aunque también hay otras dificultades administrativas, explicó el seremi Aravena.

«Nosotros hemos seguido conversando con ellos, y la intención de incorporarlo existe, la voluntad también. Tenemos algunos inconvenientes técnicos, porque no es llegar a incorporarlo al transporte público, hay que hacer una serie de cosas que hay que definir, como quién se hará cargo, hay seguros comprometidos, a qué línea se le va a anexar este bus y otras de corte administrativo, lo que nosotros estamos analizando en conjunto con ellos», detalló.

Posibles recorridos

El bus que funciona hoy en Concepción tiene una longitud de 12 metros, por lo que de continuar este modelo funcionando en la capital regional, es necesario escoger un recorrido que permita que el bus transite por las calles locales con holgura.

«El bus debería operar en los lugares de mayor destino, y ese es el centro de Concepción; estamos hablando de la Plaza Independencia, los sectores universitarios, lugares de centros comerciales, algo que haga que la gente pueda usar el bus. Hacia allá estamos apuntando, eso queremos en el proyecto nuestro y también en lo que podría ser un plan piloto con Enel», dijo Aravena.

Otro aspecto que se está considerando es que la comuna que reciba el ejemplar eléctrico cuente con suficientes vías exclusivas para la operación del bus. «Esto es lo que el subsecretario en su última visita denominó electrocorredores, que significa disponer de buses eléctricos por algún trazado importante de Concepción y que tenga algún porcentaje alto de vías exclusivas o de corredores de transporte público, de tal manera que le dé continuidad a ciertos tiempos de traslado importantes y que sea seguro», explicó Aravena.

Añadió que «una idea es evaluar un bus de acercamiento que haga combinación con el Biotrén y que sea algo distinto a lo que hace hoy el Biobús. Esa es una alternativa, porque nos interesa que el bus que hoy está para el turismo se incorpore a nuestra flota».