(Emol) Porsche expandió su servicio de carga para vehículos eléctricos e híbridos enchufables (Porsche Charging Service) a un total de doce países europeos después de sumar a España dentro de los últimos mercados recientes.

El fabricante de deportivos alemán comenzó a operar en un inicialmente Porsche Charging Service en Alemania, Austria, Suiza, Dinamarca, Holanda, Bélgica y Finlandia, y ahora también está disponible en Noruega, Francia, España, Reino Unido e Italia. En total, los clientes de la marca pueden acceder a 49.000 puntos de recarga.

[VEA TAMBIÉN: Porsche desafía a Tesla con nuevos cargadores eléctricos dos veces más rápidos]

La plataforma digital abarca “todos los aspectos del proceso de carga”, por lo que busca las estaciones “adecuadas” y utiliza los datos almacenados para llevar a cabo el proceso de pago en diferentes países y con distintas monedas.

Así, ofrece en tiempo real la ubicación y la disponibilidad de las estaciones de carga, así como el precio de cargar el vehículo. A través de un código QR o de la tarjeta de identificación de Porsche, el cliente se identifica en cada instalación.