Con la participación de una mujer que ha encabezado cambios en la educación en Europa y África, Carmen Pellicer, la Fundación Chile lanzó la primera Red de Mujeres Líderes en Formación Técnico Profesional (FTP) con el propósito de contribuir a los desafíos que enfrenta Chile en la materia, entre los cuales destaca la calidad de la formación y la pertinencia de ésta con las necesidades de los sectores productivos.

Según explicó Katherine Noack, gerente de Comunicaciones de Fundación Chile, la organización se sustenta en el modelo de innovación abierta, pues “ni el sector público ni el privado disponen del conocimiento para orientar el trabajo en torno a un desafío. Una solución sistémica requiere de la colaboración radical de diversos agentes de cambio que aúnen visiones y estrategias en el largo plazo. La articulación de una Red formada por mujeres líderes en FTP es fundamental para generar el impacto necesario en este ámbito”.

La ejecutiva aseveró, además, que “estamos viviendo un momento único para cambiar los paradigmas; como nunca antes se reconoce el rol de la mujer”.

Red de Escuelas

Carmen Pellicer, líder de Fundación Trilema, fue invitada por su participación en los procesos de transformación en 3.000 escuelas de Europa y África, y la formación de 50.000 docentes. Además, se ha desempeñado como académica en la Universidad de Oxford y en entidades educativas ibéricas.

La experta española aseguró que “es imposible hacer cambios en una escuela y una red, sin que éstos consideren seis aspectos de forma simultánea y transversal: metodologías, formación docente, evaluación de aprendizajes, diseño curricular, flexibilidad organizativa, personalización educacional y liderazgo”.

Trilema creó la denominada Red de “Escuelas que Aprenden”, en base a una experiencia inglesa, que logra unir investigación en docencia con formación de docentes y un entrenamiento académico en terreno que desplaza la formación universitaria. “Creemos que los mejores procesos de mejora siempre están amparados por la colaboración con universidades e investigadores, donde el docente aprende junto con el alumno”, puntualizó la invitada.

“En España enfrentamos un desafío distinto a Chile, ya que los jóvenes enfrentan la independencia a los 30 años, por lo que el desafío es priorizar el desarrollo de competencias personales, antes que profesionales. Resulta imposible instalar el modelo dual de colaboración público-privado y estamos en búsqueda de nuevos modelos orientados al pequeño comercio y la pequeña empresa”, sostuvo.

Añadió que se requieren metodologías activas combinadas con rutina de pensamiento, cambio en la didáctica y una nueva cultura de evaluación del aprendizaje. “Hace falta una metodización del aprendizaje y el abandono del modelo de examen y aprendizaje memorístico. Necesitamos de un diseño con aprendizajes en las empresas y uso de tecnologías, pero estos programas compartidos aún despiertan temores”, concluyó.

[VEA TAMBIÉN: Ruta Energética actualizará datos de la inserción femenina en el sector]

Primer encuentro

La primera sesión de la Red de Mujeres Líderes en Formación Técnico Profesional, articulada por Fundación Chile, reunió a representantes del Programa Eleva, la Agenda Capital Humano de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC), Fundación Kodea, de la Asociación de Industriales de Antofagasta (AIA), Ceduc UCN, DuocUC, Universidad Alberto Hurtado y Escuelas de Minería IPChile y del área TP Visión Educación Superior del Ministerio de Educación.

Daniela Kework, directora ejecutiva del programa Eleva, destacó que esta Red “es un espacio de confianza, donde vamos a conversar los temas desde un ángulo distinto”.

Aseguró que existen mujeres muy potentes trabajando en el ámbito de la formación técnico profesional, pero advirtió que en ocasiones quedan en un segundo plano. “Este encuentro fue una primera instancia exploratoria y esperamos tener nuevas reuniones donde trabajemos, por ejemplo, oportunidades de proyectos colaborativos”, precisó Kework.