Esta publicidad se cerrará en segundos Cerrar

Plantean que la planificación de obras del sistema eléctrico debe considerar a las corrientes de cortocircuito

Esta fue una de las conclusiones de la jornada técnica que se realizó en el Centro de Extensión y Estudios Avanzados de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso de Santiago, donde se analizaron los efectos que sobre instalaciones y equipos tendrán los aumentos de las corrientes de cortocircuito.

La necesidad de que la planificación de obras en el sistema eléctrico nacional considere las proyecciones de las corrientes de cortocircuito a fin de programar la mitigación de sus efectos y adecuar las instalaciones y equipos para soportar adecuadamente las mayores corrientes de falla, fue una de las conclusiones de la jornada técnica sobre este tema que se realizó en el Centro de Extensión y Estudios Avanzados de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso de Santiago.

La jornada fue patrocinada por el Coordinador Eléctrico Nacional y comité chileno del Cigré y fue auspiciada por las empresas de ingeniería SDI, Acep, Reich y Raien.

Según lo informado a Revista ELECTRICIDAD por parte de la organización del evento, se reunieron 70 profesionales y especialistas de empresas del sector “para analizar los efectos que sobre instalaciones y equipos tendrán los aumentos de las corrientes de cortocircuito que se proyectan para algunos puntos del sistema eléctrico nacional, de acuerdo a un estudio emitido por el Coordinador Eléctrico Nacional a comienzos de este año”.

[VEA TAMBIÉN: Advierten altos niveles de corriente de cortocircuitos en 25 subestaciones a 2021]

Conclusiones

Dentro de las conclusiones obtenidas se plantearon:

  • Existen efectos sobre la tensión de recuperación transitoria (TRV) que puede afectar el desempeño de interruptores para abrir circuitos en condición de falla aunque estos soporten las mayores corrientes de cortocircuito.
  • Se debe revisar el estado de las mallas de tierra, especialmente las de las instalaciones más antiguas, debido al aumento de las corrientes de cortocircuito fase a tierra.
  • Necesidad de evitar que haya una alta concentración de generación conectada a ciertas barras del sistema.
  • En el caso de instalaciones eléctricas industriales y mineras este aumento tiene la ventaja de permitir un sistema eléctrico más robusto respecto a estabilidad de tensión. Esto favorece también la interconexión de plantas de generación en base a energías renovables.
  • Necesidad que en la planificación de obras en el sistema eléctrico nacional y redes conectadas a este sistema, se considere las proyecciones de las corrientes de cortocircuito de modo de programar oportunamente las obras para mitigación de sus efectos y adecuar las instalaciones y equipos para soportar adecuadamente las mayores corrientes de falla.

Temas Asociados