Esta publicidad se cerrará en segundos Cerrar
Zona del proyecto Alto Maipo.
Zona del proyecto Alto Maipo.

Alto Maipo: bancos congelan financiamiento y AES Gener deja en vilo continuidad del proyecto

La eléctrica deberá cargar en su balance como deuda corriente los US$ 613 millones que a la fecha ha desembolsado la sociedad que desarrolla el proyecto.

(Diario Financiero) AES Gener terminó de sincerar ayer la crítica situación que enfrenta el proyecto Alto Maipo, tras la decisión de la eléctrica de poner término en junio al contrato con el Consorcio Nuevo Maipo (CNM), integrado por la alemana Hochtief y la italiana CMC di Ravenna, que ejecutaba una parte de las obras de este complejo hidroeléctrico de 532 MW, ubicado en el cajón del Maipo.

Y tal como se había adelantado, esta contingencia, que derivó en una disputa legal y el cobro de garantías por US$ 73 millones por parte de la generadora, que al mismo tiempo hace esfuerzos por encontrar a un nuevo constructor que asuma los trabajos, activó una cláusula de default técnico estipulada en los contratos de financiamiento de la iniciativa con un pool de bancos y entidades multilaterales.

En términos simples, lo anterior implica que Alto Maipo no puede solicitar nuevos desembolsos de los recursos aprobados por estas entidades mientras no regularice la situación constructiva, que en forma provisoria asumió la propia eléctrica. Para esto, contrató al fabricante de la máquina tunelera que operaba CNM y así seguir adelante con la construcción “con los fondos disponibles”, dijo la eléctrica ayer a la SVS.

A raíz de este congelamiento, AES Gener tendrá que reconocer como deuda corriente en su balance los US$ 613 millones a los que asciende la deuda financiera de Alto Maipo, mientras persista esta situación desfavorable.

Este es un nuevo capítulo en la historia de traspiés de Alto Maipo, que se suma a la renegociación que en marzo cerró con los financistas y el otro contratista del proyecto, la austríaca Strabag, que tras la salida de Antofagasta Minerals de la propiedad, se convirtió en socia del complejo, conmutando los sobrecostos en los que ha incurrido a cambio de 7% de la propiedad, dejando a AES Gener con el 93% restante.

En esa oportunidad, transcurrido un año desde que se conocieron las primeras versiones en torno a un importante retraso y encarecimiento del proyecto por problemas con las condiciones de construcción de los túneles, AES Gener admitió un incremento de hasta 22% en el presupuesto inicial del complejo, que alcanzaba a US$ 2.053 millones, lo que implicó acordar un financiamiento adicional por US$ 460 millones. El sindicato de bancos debe aportar el 35% de esa cifra.

Este monto se vería nuevamente superado si la sociedad Alto Maipo, como informó AES Gener a la SVS, no logra concretar favorablemente las diversas negociaciones que está llevando adelante, a fin de contener los nuevos sobrecostos derivados de la condición actual.
Continuidad amenazada

En este punto, la firma controlada por AES Corporation -que ayer también informó esta situación al regulador del mercado estadounidense, la SEC- explicó que estas tratativas incluyen negociaciones con los financistas del proyecto, el contratista principal (Strabag) y otros potenciales para reemplazar a CNM y reestructurar el principal contrato de construcción del mismo, “las cuales, de no prosperar, tendrían efectos materiales en la sociedad por cuanto se vería afectada la continuidad del proyecto”.

Esta última declaración viene a confirmar lo que hace un tiempo se viene rumoreando: que hace unos meses ejecutivos de la estadounidense, que vigilan en forma directa el avance del proyecto, estarían evaluando la conveniencia de seguir o no adelante con el desarrollo, ya que a todos los problemas de constructibilidad que ha enfrentado la iniciativa, se suma un escenario comercial desfavorable.

Esto porque se proyectan precios de la energía inferiores a los que una central hidroeléctrica como ésta requiere. Además, AES Gener debió renegociar las condiciones del único contrato que tenían firmado, para abastecer a Los Pelambres, ligada al brazo minero del grupo Luksic, su ex socio en Alto Maipo.

El sinceramiento de ayer contrasta además con la información que a inicios de la semana pasada la propia AES Gener le entregó al regulador en respuesta a un oficio, donde pese a que reconoció un posible encarecimiento adicional de la iniciativa y comunicó que los financistas habían pedido reactivar las negociaciones en torno a este elemento, no indicó que lo que estaba en juego era la continuidad de esta obra.

[Strabag podría alcanzar porcentaje que tenían los Luksic en Alto Maipo]

 

Temas Asociados